Restaurante Casa Tataguyo – Avilés (Asturias)

fartucate.net

fartucate.netHistórico restaurante con una más que merecida fama que le sitúa, en opinión mayoritaria, como el mejor restaurante de Avilés. Casa Tataguyo existe como tal desde el año 1905, aunque los orígenes de este local situado en la Plaza del Carbayedo de Avilés, se remontan al año 1845, cuando bajo el nombre de Casa Campanal, existía como popular fonda y casa de comidas.

fartucate.netMaría la Tata fue, en sus orígenes, quien durante 60 años cocinó para tratantes y ganaderos que acudían al mercado de ganados, hasta que en 1985 Casa Tataguyo pasó a ser regentado por Juan Rivero Santamaría, su actual propietario, quien reformó el local para convertirlo en un magnífico restaurante con unas espectaculares y modernas instalaciones, sin perder por ello la esencia de su historia, conservado incluso la zona de chigre de la entrada, y dotando el local de comedores privados y un gran salón con dos alturas en la planta superior que es una auténtica maravilla.

De su cocina lo más destacado son los pescados y los platos tradicionales como los callos y el pote, aunque lo más popular y conocido es su longaniza casera.fartucate.net

Acudimos un sábado a comer 4 personas y a pesar de reservar con anterioridad, tuvimos que ubicarnos en uno de los pequeños comedores de la planta baja, pues el resto del local estaba completamente lleno.

Nos atendió Juan Rivero, como siempre encantador, y tras escuchar sus consejos pedimos los entrantes y pescados que os pasamos a detallar.fartucate.net

Comenzamos con unas croquetas caseras como aperitivo invitación de la casa, que fueron un buen preludio de lo que iba a ser una sensacional comida.fartucate.net

Longaniza casera con patatas. Plato imprescindible en este local y como decíamos antes el más conocido. No sabemos cuál es el “truco” de su elaboración, pero es de una calidad extraordinaria, con un sabor y una textura sublime, que además viene acompañada de unas patatas cocidas con un punto perfecto, aliñadas con pimentón y un aceite de oliva virgen extra, Melgarejo, excelente. fartucate.net

fartucate.netCardos con almejas. Pedimos una sola ración que nos sirvieron en cuatro cazuelas individuales en cantidad suficiente para ser un entrante. Salsa marinera integrada y exquisita, los cardos tersos y con una entrada en boca genial y las almejas de primera calidad. El plato incluía también gambas igualmente muy buenas. Lo tomamos como entrante para compartir pero puede ser perfectamente un primer plato individual estupendo.

fartucate.netBesugo de aquí al horno. Un pez de muy buen tamaño para dos personas, fresco y muy sabroso, tratado en cocina lo mínimo imprescindible dada su altísima calidad. Presentado y servido en la mesa con maestría por Juan Rivero.fartucate.net

Lubina de caña al horno. Como se puede apreciar en la imagen, ración procedente de un pez de buen tamaño, muy sabrosa y al igual que el besugo acompañada de unas patatas impregnadas de todo el sabor del pescado que estaban riquísimas.

fartucate.netMerluza del pincho a la Romana. Difícil describir y encontrar adjetivos para transmitir lo que sentí comiendo este plato. No recuerdo haber comido nunca merluza con tal sabor y tan bien preparada. Un trozo enorme de lomo con un rebozado perfecto y un conjunto de jugosidad y textura magistral. Por supuesto que la mayonesa, que seguramente estaría muy buena, ni la probamos.fartucate.net

Un delicioso postre casero para finalizar y de bodega un ribeiro, Pazo Casanova, perfecta compañía para una comida sobresaliente.fartucate.net

Precio ajustado a la calidad y cantidad de lo que comimos y bebimos y al nivel del local, que sin duda merece la pena visitar y que se ha ganado a pulso su prestigio.

M.M.